14.3 C
Ibarra
domingo, junio 26, 2022

República Dominicana: asesino de ministro confiesa por qué lo mató

El asesino confeso del ministro dominicano de Medio Ambiente, Orlando Jorge Mera, le dijo al Ministerio Público los motivos por los que le disparó al funcionario. Las declaraciones fueron dadas a conocer parcialmente este miércoles mediante un comunicado.

(Lea también: Ministro dominicano se tomó un ‘selfie’ con su asesino días antes de morir)

Miguel Cruz, amigo de niñez de Jorge Mera, se presentó en las dependencias ministeriales cerca de las 11:00 a.m. de la mañana del lunes y allí mantuvo una reunión con el director Nacional de la institución, Juan Manuel Cuervo, quien se percató de que el imputado se encontraba muy alterado.

if (typeof gamObject !== «undefined») {
gamObject.display(«gpt-slot-9343»,
«inread»,
«inread»,
«inread»
);
}

«Hice campaña y no me resuelven», le manifestó a Cuervo, antes de subir al despacho del ministro, airado porque la empresa Aurum Gavia S.A., bajo investigación, «había pedido venia para exportar 5.000 toneladas de baterías usadas. Pero el mismo había sido rechazado», narra el documento.

Incluso, «esta situación provocó que hace menos de un mes amenazara al consultor jurídico del ministerio, Edilio Segundo Florián», reza el texto. Tras hacerle esperar por estar reunido, el ministro manifestó que no necesitaba seguridad para recibir a Cruz.

«Es mi amigo, es mi hermano», dijo Jorge Mera, quien de inmediato hizo pasar al imputado y se quedó solo con él alrededor del mediodía.

(Puede interesarle: Asesinan en su oficina a ministro de Ambiente de República Dominicana)

Muy pocos minutos después, Cruz, sin mediar discusión, «asestó seis disparos a la víctima, incluyendo heridas a distancia y de contacto», accionar que evidencia «una conducta típica de un asesino frío y calculador» y que se trató de un crimen planificado.

Cruz, entonces, asesinó a sangre fría al ministro Mera porque no le fue concedido el venia de exportación de baterías usadas.

¿Qué hizo después del asesinato?

Tras cargarse a Jorge Mera, Miguel Cruz salió del Ministerio de Medio Ambiente por la puerta principal y se refugió en una iglesia donde le entregó el arma al sacerdote, a quien confesó que había matado a alguien, aunque sin especificar a quien.

Horas más tarde, y tras hablar por teléfono con la procuradora adjunta Yeny Berenice Reinoso, se entregó a las autoridades, tras recibir garantías de que no atentarían contra su vida.

Según los fiscales, el imputado se dirigió a la iglesia por la única razón de no capacidad salir en el vehículo, aparcado en las dependencias ministeriales, y en el que llevaba una maleta con dinero y documentos, que apuntan a que tenía intención de escapar una vez cometido el hecho.

Facebook
Twitter
Enviar
Linkedin

Funeral de Orlando Jorge Mara en Santo Domingo, República Dominicana.

Foto:

AFP

Artículos relacionados

Últimos artículos