18.8 C
Ibarra
miércoles, agosto 10, 2022

¿Qué significa la caída del euro por debajo del dólar? ¿Caerá más?

La moneda única de Europa ha caído por debajo de la paridad frente al dólar por primera vez en casi 20 años, golpeada por los crecientes temores de recesión en la zona del euro.

El miércoles el euro se desplomó a un mínimo de $0,9998 EUR=EBS y ha bajado casi un 12% en lo que va del año.

El euro comenzó el año fuerte antes de que la guerra en Ucrania impulsara la inflación y perjudicara las perspectivas de crecimiento del bloque.

¿CUAL ES EL PROBLEMA?

Para empezar, una caída por debajo del nivel de 1 dólar es rara.

Desde su nacimiento en 1999, la moneda única ha estado muy poco tiempo por debajo de la paridad. De hecho, la última vez que lo hizo fue entre 1999 y 2002, cuando cayó a un mínimo histórico de 0,82 dólares en octubre de 2000. Los billetes y monedas en euros se introdujeron el 1 de enero de 2002, y la moneda existió antes de ese día como unidad de cuenta para liquidar transacciones transfronterizas.

Dentro de su relativamente corta historia de dos décadas, el euro es la segunda moneda más codiciada en las reservas mundiales de divisas y la rotación diaria en el euro/dólar es la más alta entre las monedas en el mercado mundial de $6,6 billones por día.

PERO TODO ES DÉBIL FRENTE AL DÓLAR

Es verdad. Valores como la libra esterlina y el yen también han caído este año, en parte debido a que los aumentos más agresivos de las tasas de interés en EEUU impulsaron el atractivo del dólar y también debido a que los temores de una recesión mundial han llevado a los inversores a acudir en masa al dólar como refugio seguro.

Se espera que el Banco Central Europeo (BCE) comience a subir las tasas en su reunión del 21 de julio. La Reserva Federal (Fed) subió los tipos 75 pb en junio.

Los crecientes temores de que el aumento de los precios del gas en Europa haga que la zona del euro sea más susceptible a los riesgos de recesión también explican por qué el euro está siendo duramente golpeado ahora.

Algunos bancos globales pronostican una recesión para la zona del euro ya en el tercer trimestre.

¿CAERÁ MÁS EL EURO?

Algunos economistas creen que sí. Nomura tiene un objetivo a corto plazo de 0,95 dólares.

Los analistas dicen que hasta que las perspectivas económicas mejoren, el euro seguirá estancado. Incluso si el BCE sube las tasas, la Fed está subiendo más, atrayendo efectivo a Estados Unidos. El euro también podría verse afectado por los riesgos de fragmentación, donde los costos de endeudamiento de los estados más débiles aumentan más que los de sus pares más ricos.

Un factor favorable para el euro es que la venta corta de la moneda ya es una operación popular en los mercados de divisas en este momento y el posicionamiento bajista se acerca a niveles históricos. Eso podría evitar que el euro caiga bruscamente.

¿QUÉ SIGNIFICA ESTO PARA EL BCE?

Un gran dolor de cabeza. Dejar que la moneda caiga elevaría la inflación, que ya es récord, aumentando el riesgo de que el crecimiento de los precios se arraigue a una tasa muy por encima del objetivo del BCE del 2%.

Pero luchar contra los mínimos de 20 años para el euro requeriría aumentos de tasas más rápidos, lo que podría aumentar la miseria de una economía que ya enfrenta una posible recesión.

Estudios frecuentemente citados por el BCE sugieren que una depreciación del 1% del tipo de cambio eleva la inflación un 0,1% en un año y hasta un 0,25% en tres años.

¿VENDRÁ UNA INTERVENCIÓN?

Hasta ahora, el BCE ha minimizado la debilidad del euro, argumentando que no tiene un objetivo de tipo de cambio, incluso si la moneda sí importa como parte de los cálculos de inflación más amplios.

El euro se ha desplomado casi un 12% frente al dólar en lo que va del año. Pero sobre una base ponderada por el comercio, frente a las monedas de sus socios comerciales, el euro ha bajado solo un 3,6%.

Para apuntalar al euro, el BCE podría señalar un endurecimiento más agresivo, incluida una subida de tipos de 50 puntos básicos en septiembre y más movimientos en octubre y diciembre.

Los analistas creen que es poco probable una postura más agresiva dado el deterioro de las perspectivas de crecimiento.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones, o bien, síguenos en las redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

Artículos relacionados

Últimos artículos